Harpaxofobia, el miedo a los robos o a los ladrones (I)

Vigilar si viene alguien por detrás, mirar a un lado y a otro de la calle, asegurarse de cerrar correctamente puertas y ventanas… la inseguridad ciudadana es uno de los diez temores y problemas que más preocupan. En muchas ocasiones, este miedo nos hace incluso cambiar de rutinas y planes por miedo a un atraco en la calle, inseguridad o robos en casa, especialmente durante el periodo vacacional. Este miedo, que termina por generar estrés y cansancio emocional se denomina Harpaxofobia, miedo a los robos o a los ladrones.

Además de todos los efectos internos que este miedo puede producir en nuestro cuerpo, la inseguridad también provoca desconfianza ante los demás, lo que hace que nos cueste mucho más abrirnos. Este es un aspecto que se acentúa todavía más si la persona en cuestión ya ha sido víctima de un robo.

Pese a todo, los miedos se superan y la preocupación por este tipo de situaciones no impide a la gran mayoría salir de casa o marcharse de vacaciones, aunque sí provoca inquietud en ellos. Los psicólogos afirman que “objetivamente” la sociedad es más segura en la actualidad, pero que muchos de estos miedos se desarrollan como consecuencia de “lo que la gente dice” y lo que publican los medios de comunicación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*